top of page

Malos hábitos

Preocupado por los malos hábitos que estaba adquiriendo un joven, su abuelo lo invitó a dar un paseo.


Mientras caminaban, se toparon con una pequeña roca. "Quítala del camino", le dijo el anciano. El joven la movió sin dificultad. Más adelante, había una roca mediana. El joven tiró con fuerza y finalmente logró moverla. Posteriormente, se encontraron con una roca más grande y pesada.


El joven no pudo quitarla; a pesar de todo su esfuerzo, no logró moverla ni un milímetro. Su abuelo le dijo: "Lo mismo pasa con los malos hábitos. Cuando los inicias, crees que puedes dejarlos sin dificultad, pero conforme pasa el tiempo, estos se fortalecen y es difícil sacarlos de tu vida".

roca

Moraleja: Los malos hábitos son como rocas; mientras más tiempo pasa, más difícil es apartarlos de nuestro camino.

bottom of page