top of page

El Pago del Queso y la Verdadera Intención

Dos ratones encontraron un gran trozo de queso y comenzaron a pelear por él. Una rata intervino y les recordó que no debían perder su amistad por un simple trozo de queso, sugiriendo dividirlo en dos. Sin embargo, el corte resultó en un trozo más grande y ninguno quería quedarse con el más pequeño.


La rata resolvió el problema mordiendo repetidamente el trozo más grande hasta que quedaron dos porciones pequeñas. Ella había comido la mayoría. Al ver esto, los ratones dijeron: "Disculpe, señora rata, pero mejor nos arreglamos nosotros dos con el poco queso que queda".


La rata, al escuchar esto, se molestó y les dijo: "¿Pero ¿qué se han creído ustedes dos? Lo que queda es mi pago por ayudarles a resolver su problema". Y se retiró.


Ratones

Moraleja: A veces, las personas pueden aprovecharse de las situaciones y mostrar su verdadera naturaleza egoísta.

bottom of page